Páginas vistas en total

sábado, 15 de febrero de 2014

«PEPE GRILLO GOSPEL SHOW» UN MUSICAL DEL QUE "SÍ" MERECE LA PENA DISFRUTAR.

Este es uno de los momentos mas divertidos y alegres
del musical "Pepe Grillo Gospel Show".

El pasado domingo, día 9, asistí a un espectáculo preciso en el que me divertí "de lo lindo"; estuve disfrutando del musical titulado "PEPE GRILLO GOSPEL SHOW", dirigido por Rafael Boeta Pardo y Rebeca Rods.

No fue en la Gran Vía, de Madrid, donde se suelen presentar los musicales oficialmente "super-guay", y que al final, con frecuencia, se hacen "mu'pesaos" y no hay quien los aguante, ¡no!. Estuve en la Sala Galileo Galilei –o sea, como en mi casa–, y me reafirmé en la idea de que un musical para ser bueno y tener calidad no necesita mucha "parafernalia", basta con que tenga un buen guión –en este caso un guión divertido y sugerente–, una buena música, y unos buenos actores, músicos e intérpretes.

Pues bien, el musical "PEPE GRILLO GOSPEL SHOW" –que se representará todo los domingos del mes de febrero y marzo en la Sala Galileo, de Madrid, a las 17:00 horas (5 de la tarde); y que os recomiendo– es uno de esos espectáculos al que calificaría "de bueno y de gran calidad" porque cumple con los requisitos que antes he mencionado.

Se trata de un musical para niños y adultos que se puede gozar en familia o, como en mi caso, como una persona a la que le gusta la música –si es de calidad– en cualquiera de sus manifestaciones. (He de confesar también que, en este caso, me sentí especialmente atraído por este musical, porque uno de los actores-cantantes que intervienen en él, es un "cantautor sureño" al que admiro mucho: el  buen amigo ALEJANDRO RIVERA).

En el centro Alejandro Rivera.

El guión de la obra "PEPE GRILLO GOSPEL SHOW" gira en torno a la narración de Pinocho –de Carlo Collodi– encarnada por un divertido y enloquecido "predicador" –mitad mago, mitad payaso– que pretende aleccionar al público –yo diría a niños y adultos– con sus aburridas y convencionales lecciones de "buena urbanidad". Adoctrinamiento que mantiene hasta que aparece el fabuloso Pepito Grillo que le deshace y tira por tierra todas sus teorías y mandamientos, proponiendo –cansina, machacona y felizmente– la alternativa de la alegría, de la sana libertar y de la capacidad de soñar. (Alternativa a la que, por supuesto, me apunto desde ¡ya!).

"Predicador": Jaime Figueroa.

Junto a "predicador" –papel representado por Jaime Figueroa–, el espectáculo se redimensiona teatral y musicalmente con la participación de un colorista y alucinante coro integrado por: Laura González Serrano, Erik Cruz, Justi Vega, Icíar Ybarra, Noelia Marló y Alejandro Rivera.


Completan el "reparto" del musical «PEPE GRILLO GOSPEL SHOW» tres músicos tocando en directo –¡como debe ser!–: Rolfi Calahorrano (piano), Lauren P. Stradmann (percusión) y Alfonso San Miguel (guitarra).


Y, por último, como no puede faltar en ningún espectáculo: EL PÚBLICO. En este caso un público muy especial... ¡Fijaros bien en las caras tanto a los "chicos", como a los "grandes"!.


Finalmente, para concluir este "cuelgue" voy a incluir una serie de fotografías que no puedo resistirme a compartir, corresponden a dos momentos del musical que podríamos llamar: "Momento tartas" y "Momento burro y capirotes".

MOMENTO TARTAS


MOMENTO BURRO Y CAPIROTES


... Y FIN... ¡YA SABÉIS!
UN MUSICAL QUE 
"SÍ" MERECE LA PENA DISFRUTAR.