Páginas vistas en total

martes, 31 de julio de 2012

TERESITA FERNÁNDEZ CANTA A JOSÉ MARTÍ.

Teresita Fernández cantando a José Martí en
el Centro Cultural Pablo de la Torriente. La Habana.

En este tercer "cuelgue" dedicado a la maestra, compositora y cantora cubana TERESITA FERNÁNDEZ voy resaltar el magnífico trabajo que ha realizado musicalizando e interpretando textos del gran poeta JOSÉ MARTÍ, y, en concreto, a los poemas integrados en su mítico libro titulado "El Ismaelillo", dedicado a su hijo; trabajo que queda resumido y plasmado en el disco "Teresita canta a Martí" (2002) grabado en el Centro Cultural Pablo de la Torriente, de La Habana, dentro de la imprescindible serie discográfica titulada genéricamente "A guitarra limpia".


Sobre este disco, y, en general, sobre el trabajo musical desarrollado por Teresita sobre los poemas de José Martí, la poetisa e investigadora literaria cubana Fina García Marruz, ha realizado, entre otros, los siguientes comentarios:

«El principal hallazgo de estas canciones hechas para un niño quizás esté en que su autora haya comprendido tan bien que no se trataba del todo de canciones ni, mucho menos, de canciones infantiles. En estos versos hay dolor, pero no quejumbre... Arengas guerreras, más que nanas, hace Martí a su hijo... Despertarlo quisiera, no dormirlo... De aquí que la monotonía, aquí esencial, del ritmo, no sea tampoco la de la nana sino la de la marcha, y la marcha guerrera...; que sean versos, en fin, como para una caballería andante. Era preciso, pues, encontrar una música que fuera a la vez guerrera y festiva: de aquí que los acordes primeros de la guitarra nos recuerden a un tiempo el ímpetu monótono, implacable, de la marcha y la fanfarria con que el juglar anuncia un suceso alegre e insólito, o el paje la llegada del rey».

Por su parte la creadora musical y directora coral Gisela Hernández ha escrito:

«Desde la realización de su "Ismaelillo", Teresita Fernández ha conquistado un rango como compositora que la sitúa en un lugar de excepción entre los compositores populares de hoy. Al emprender la hazaña de la puesta en música de los versos martianos –prólogo y quince pomas–, hazaña que no intentó antes que ella, ni creo probable que lo intente después ningún compositor culto ni popular, ella ha dado muestra de una riqueza creadora tan amplia de estilo, de calidad y originalidad que creemos realmente insuperable por su magnitud».

La propia Teresita Fernandez refiriéndose a sus canciones sobre poemas de Martí, y, más concretamente, a las que compuso sobre textos de el "Ismaelillo"cuenta la siguiente anécdota:

Teresita Fernández csntando a José Martí.

«Cuando le puse música a estos versos pensé que a nadie le iban a interesar, y un día, así tan sencillo  como quien me convida a jugar a la rueda-rueda, Leo Brower, director de la Sinfónica Nacional, me dijo: "¿Quieres hacer el "Ismaelillo" con la Sinfónica?", y yo de atrevida acepté, pues nunca había cantado con una orquesta así tan grande, y hasta me equivoqué en el concierto, pero no importó porque salvé la situación, me paré, y dije: "Yo nunca he cantado con orquesta". Helena Herrera que ira quien dirigía paró y volvió a empezar. Entonces entré a tiempo. [...] Este concierto fue muy reconfortante para mi porque yo hacía más de veinte años que había musicalizado aquellos textos».

Dicho todo lo anterior, para poner fin a este "cuelgue", que no es más que un sencillo y apasionado homenaje a Teresita Fernández, voy a reproducir algunos de los textos del "Ismaelillo" de José Martí que ella ha musicalizado y canta con tanta belleza, pasión y calidad.

Empezaré, por supuesto, por el "prólogo", texto que desborda ternura, amor y compromiso en cada una de sus letras:

José Martí con su hijo José Francisco,
a quien le dedicó su libro el "Ismsaelillo".

«Hijo: Espantado de todo me refugio en tí. Tengo fe en el mejoramiento humano, en la vida futura, en la utilidad de la virtud, y en tí. Si alguien te dice que estas páginas se parecen a otras páginas, diles que te amo demasiado para profanarte así. Tal como aquí te pinto, tal te han visto mis ojos. Con esos arreos de gala te me has aparecido. Cuando he cesado de verte en una forma, he cesado de pintarte. Esos riachuelos han pasado por mi corazón...¡Lleguen al tuyo!».


SUEÑO DESPIERTO

«Yo sueño con los ojos
Abiertos, y de día
Y noche siempre sueño.
Y sobre las espumas
Del ancho mar revuelto,
Y por entre las crespas
Arenas del desierto
Y del león pujante,
Monarca de mi pecho,
Montado alegremente
Sobre el sumiso cuello,—
Un niño que me llama
Flotando siempre veo!».


HIJO DEL ALMA

«¡Tú flotas sobre todo,
Hijo del alma!
De la revuelta noche
Las oleadas,
En mi seno desnudo
Déjante el alba;
Y del día la espuma
Turbia y amarga,
De la noche revuelta
Te echa en las aguas.
Guardiancillo magnánimo,
La no cerrada
Puerta de mi hondo espíritu
Amante guardas;
Y si en la sombra ocultas
Búscanme avaras,
De mi calma celosas,
Mis penas varias,—
En el umbral oscuro
Fiero te alzas,
¡Y les cierran el paso
Tus alas blancas!
Ondas de luz y flores
Trae la mañana,
Y tú en las luminosas
Ondas cabalgas.

No es, no, la luz del día
La que me llama,
Sino tus manecitas
En mi almohada.
Me hablan de que estás lejos:
¡Locuras me hablan!
Ellos tienen tu sombra;
¡Yo tengo tu alma!
Esas son cosas nuevas,
Mías y extrañas.
Yo sé que tus dos ojos
Allá en lejanas
Tierras relampaguean,—
Y en las doradas
Olas de aire que baten
Mi frente pálida,
Pudiera con mi mano,
Cual si haz segara
De estrellas, segar haces
De tus miradas:
¡Tú flotas sobre todo,
Hijo del alma!»



AMOR ERRANTE

«Hijo, en tu busca
Cruzo los mares:
Las olas buenas
A ti me traen:
Los aires frescos
Limpian mis carnes
De los gusanos
De las ciudades;
Pero voy triste
Porque en los mares
Por nadie puedo
Verter mi sangre.
¿Qué a mí las ondas
Mansas e iguales?
¿,Qué a mí las nubes,
Joyas volantes?
¿Qué a mí los blandos
Juegos del aire?
¿,Qué la iracunda
Voz de huracanes?
A éstos - ¡la frente
Hecha a domarles!
¡A los lascivos
Besos fugaces
De las menudas
Brisas amables,—
Mis dos mejillas
Secas y exangües,
De un beso inmenso
Siempre voraces!
Y ¿a quién, el blanco
Pálido ángel
Que aquí en mi pecho
Las alas abre
Y a los cansados
Que de él se amparen
Y en él se nutran
Busca anhelante?
¿A quién envuelve
Con sus suaves
Alas nubosas
Mi amor errante?
¡Libres de esclavos
Cielos y mares,
Por nadie puedo
Verter mi sangre!

Y llora el blanco
Pálido ángel:
¡Celos del cielo
Llorar le hacen,
Que a todos cubre
Con sus celajes!
Las alas níveas
Cierra, y ampárase
De ellas el rostro
Inconsolable: —
Y en el confuso
Mundo fragante
Que en la profunda
Sombra se abre,
Donde en solemne
Silencio nacen
Flores eternas
Y colosales,
Y sobre el dorso
De aves gigantes
Despiertan besos
Inacabables,—
¡Risueño y vivo
Surge otro ángel!».

lunes, 30 de julio de 2012

... Y SAMUEL LEVÍ SIGUE CANTANDO COMO QUIEN RESPIRA


Samuel Leví. (Foto de Tuky Waingan)

El cantautor y amigo gallego SAMUEL LEVÍ que hace un tiempo se trasladó a Argentina para completar sus estudios musicales, va a realizar una serie de recitales por Buenos Aires y sus alrededores a partir del próximo día 1 de agosto.

Nada más recibir el cartel de su gira, y puesto que me va a ser imposible participar de sus conciertos y disfrutar de su música y de la poÉtica de sus canciones –¡ya me gustaría a mí!–, he pensado "colgarlo" aquí para que todas las personas que vivís en Argentina y que entráis habitualmente en este blog –que felízmente sois muchos y muchas– conozcáis la noticia y, si vivís por la zona de Buenos Aires, podáis disfrutar de la voz y la sensibilidad de Samuel... Por supuesto, si os apetece y podéis participar de alguno de estos conciertos, no os olvidéis de mí que aquí me quedo con las ganas estar con ustedes.

Este es el cartel de la gira de Samuel Leví durante el próximo mes de agosto:


• Miércoles, 1 de agosto - Biend Pub - Calle Brown, 687 - Quilmes - 22 horas
• Sábado, 11 de agosto - La Pulpería del Cotorro -
Pepiri,  400 - Parque Patricios - 23 horas
• Lunes, 13 de agosto - Sanata Bar - Avenida Sarmiento, 3501
Almagro - 22 horas
• Miércoles, 15 de agosto - Rie Bar - 9 de julio, 175 - Bernal - 22:30 horas
• Jueves, 16 de agosto - El Secreto del Polaco -
Avenida Monroe, 3915 - Cpghlan - 22 horas
• Viernes, 17 de Agosto - Teatro El Fino - Paraná 673 - Tribunales - 23 horas.
• Domingo, 19 de agosto - Warhol Pub
Avenida Maipú 4185 - Olivos ´22 horas.

domingo, 29 de julio de 2012

CANTIJUEGO: «GRANDES DISCOS, PEQUEÑOS DETALLES»

De los discos que se editan, y podemos disfrutar, hay algo, en cierta medida ajeno a la música, hacia lo que siento una especial atracción; me refiero, en concreto, al diseño y a la ilustración de sus cubiertas, muchas de ellas cuajadas de "pequeños detalles" realmente hermosos.

Para nuestro "cantijuego" de hoy he seleccionado 24 de los que yo considero GRANDES DISCOS –discos que forman y formarán parte de la historia de nuestra "canción popular"–. De la cubierta de cada uno de esos 24 discos he seleccionado un PEQUEÑO DETALLE, es decir, un fragmento de su  ilustración.

La trama de nuestro "cantijuego" en esta ocasión consiste en identificar cada uno de estos 24 discos, o sea, decir cuál es el título y el autor o autora de cada uno de ellos.


¡MUCHA SUERTE... ¡Y a "cantijugar"!... Como siempre en el apartado de "comentarios" puedes entrar a jugar o a seguir el juego.... (Si por algún motivo no puedes entrar en "comentarios", también podrías participar comunicando tus identificaciones en mi muro de facebook).

sábado, 28 de julio de 2012

MUSICALMAS SABATINAS 3 - ¡UF! ¡QUÉ TRES!

Si verdaderamente existen «músicas con alma pa'escuchar con calma» y «músicas que merezcan ofrendarles una "sabatina"» –como debe ser–, son las que hoy voy a comentar... ¡Prepárense, y –en cuanto puedan– disfruten de ellas... ¡Si puede ser ahora, mejor que después!

PA'EMPEZAR

Un día de los que, de vez en cuando, suelo juntarme con Gonzalo García Pelayo en su casa para hablar de música e intercambiarnos canciones, novedades, inéditos, joyas y descubrimientos, me pasó algo que quedará siempre latente en mi memoria –en mi memoria general, en mi memoria musical y, por supuesto, también en la afectiva–. Fue lo siguiente:

Nada más entrar en su casa, sin dejarme pronunciar ni una sola palabra –ni tan siquiera un «¡Hola!»–, me dijo: «¡Siéntate y escucha!»... Golpeó una de las teclas de su equipo de sonido, con una energía superior a la acostumbrada, subió el volumen y ¡zas!..., me quedé "flipando"... «¿Quién es? ¿De dónde lo has sacado?»... Y Gonzalo, sin decirme ni una sola palabra, hizo un gesto como diciéndome: «¡Cállate y sigue escuchando que ahora viene lo mejor!», y me lanzó la caja –la funda, la carcasa, o como se llame– que contenía la bocanada de buena música y buen cantar que me estaba descubriendo... 

Este fue el descubrimiento:

CD: «Avenida Michigan». Fernando Arduán, 2004.

«Las aceras de enero vestían de blanco y de luz,
palabras de cortesía, huecas de amor,
silbaba una trompeta a contra luz [...].
Desiertos de gente, naufragios de un beso de amor,
niños con sueños y estrellas a pila y cordel,
promesas que el viento congela rompiéndose en cien,
alfombras que tapan otoños de Lenon y Bob [...].
Mujeres con nieve en sus vientres, sin sol ni simiente,
cafeterías sin humos, hogares armados,
almas buscando ventanas con vistas a Cádiz,
mares de gente que espera el derecho a amar [...].
Vidas, que aguardan a vidas, vidas, soledades heridas, 
vidas, sin días azules, sin tardes rojizas,
sin besos de amor».
("Avenida Michigan". Fernando Arduán)

Maravilloso disco –editado en 2004–, que es sin duda, de los que más repetidamente he escuchado en estos últimos años.

PA'CONTINUAR

Pasado un tiempo, no mucho, conocí a FERNANDO ARDUAN, creo recordar que con motivo de un concierto en la Sala Libertad 8 –¡que tipo más maravilloso!... ¡nos hicimos buenos amigos!–. Pero ahora viene lo mejor:

Gracias a el conocí a un guitarrista, que le acompañó en el concierto; y que –afectividades aparte– considero uno de los más importantes jóvenes guitarristas que tenemos en este país. Se llama ISMAEL SÁNCHEZ y ha grabado, en solitario, este disco que, por supuesto, os recomiendo. Es un disco que se merece –él solo– cuatro o cinco "sabatinas".

CD: «fluyendOncEmociones». Ismael Sánchez, 2007.
Dibujo de cubierta: Manuel Domínguez Guerra

CASI PA'TERMINAR

Y escuchando uno de los temas de Ismael Sánchez, concretamente el titulado "Ida y vuelta", me encuentro con la voz de ADOLFO LANGA... ¡Lo que me faltaba!... ¡Qué grande Adolfo y que tres grande joyas discográficas las suyas!... "Pa'recuperamarlas"... ¡Ya te digo!

CD: «Mi pequeño zoológico de palabras». Adolfo Langa, 2006.
CD: «Viaje  a Yelabú»Adolfo Langa, 2009.
CD: «El hombre pez en la ciudad»Amorsilábico-Adolfo Langa, 2010.


PA'TERMINAR

Y ahora sí, para terminar, un video en el que podemos escuchar la canción titulada "Levante", de Fernando Arduán, cuando en el año 2002 formaba el colectivo "La Cávila" junto con Adolfo Langa, Pedro Sosa –a quien le debo una "sabatina" pa él solo– y Carlos de Juan... ¡Ahí queda eso!



¡MALDITAS GUERRAS 100 + 100 + 56! - «TIENTA..., ¡CLARO QUE TIENTA LA DESESPERANZA!..., PERO SIGO REVELÁNDOME CONTRA ELLA.

Hoy es sábado y corresponde que dedique un par de "cuelgues" a la sección que puse en marcha la semana pasada con el título genérico de «Musicalmas Sabatinas», por supuesto que lo voy a hacer a lo largo del día, pero antes me vais a permitir que os transmita una experiencia que viví anoche y que me tiene completamente afectado. Os cuento:

Después de echarle un vistazo a la prensa digital –anticipo a los periódicos que han salido esta mañana–, me dispuse a buscar unas imágenes en internet sobre el cantautor sevillano Rubén Márquez para un "cuelgue" que tengo pensado hacerle hoy; y, de repente, en medio de esa búsqueda irrumpió en mi pantalla esta viñeta inesperada, que por supuesto, nada tiene que ver con Rubén:




Justo esta imagen apareció ante mi mirada poco después de la enorme tristeza que me habían producido también en la prensa digital estas dos noticias:

Muere un niño por disparos de las fuerzas sirias

«Las fuerzas de seguridad sirias abrieron fuego este viernes contra un grupo de refugiados que intentaba cruzar la frontera de Jordania para huir de los combates en el país, matando a un niño e hiriendo a varios de ellos, según ha informado el Gobierno jordano. El portavoz del Ejecutivo de Jordania, Samih Maaytah, ha indicado que el niño resultó herido en el ataque, pero que falleció al llegar al hospital. El grupo de refugiados estaba formado por alrededor de 300 personas». 


La  mitad de los 86.000 sirios refugiados en 
el extranjero son menores de edad.

«El Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) ha informado de que el 50% de los 86.000 sirios que han encontrado refugio en Turquía, Jordania, Líbano e Irak son menores de edad. [...] Con 86.000 sirios registrados como refugiados en cuatro países, la versión revisada del Plan Regional de Respuesta a Siria dirigida por el Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) estima que el total de refugiados aumentará hasta 185.000 en diciembre de 2012. Unos 90.000 de estos refugiados serán niños y niñas con necesidades específicas».



En aquel momento decidí atrasar la búsqueda de la imagen de Rubén –que necesitaba para el cuelgue que luego realizaré– y me quedé sentado e inmóvil más de una hora, sin poder quitarme de la imaginación las caras de los niño que aparecen en las dos imágenes anteriores y las palabras del personaje de la viñeta con la que iniciaba este "cuelgue"; palabras que inevitablemente se acomodaron en mi reflexión referidas al tema de la "guerra" y de la "paz": «MAS DE CUARENTA AÑOS HACIENDO EL MISMO CAMINO DE LUCHA Y DE BÚSQUEDA DE LA PAZ Y LA NO VIOLENCIA..., Y DE REPENTE... NO LLEVA A NINGÚN LADO».

Fue durísimo para mí, ¡os lo asguro!... Sentí como la desesperanza me acosaba y ganaba terrero en mi corazón... Sobre todo cuando después contemplé es despliegue fantástico y carísimo –un derroche injustificado– de la inauguración en Londres de las Olimpiadas 2012...

Y aquí y así estamos, debatiéndonos sobre la prima de riesgo...; la bolsa...; los recortes...; la hipocresía y la mierda de la política...; la falsedad manipulada de la economía...; las especulaciones machistas, oportunistas y rancias de Gallardón...; la cara dura de Rajoy y con él la de una oposición sumisa...; y por supuesto, ahora las Olimpiadas... ¡a demostrar que somos los mejores! ¡a ignorar la realidad, a mantenernos ciegos ante ella!.... Y MIENTRAS TANTO LA GUERRA CONTINUA... En diciembre habrá 180.000 refugiados sirios, de los que 90.000 de estos refugiados serán niños y niñas con necesidades específicas... ¡COÑO O COJONES –da igual–, YA ESTÁ BIEN!



Ya muy de madrugada decidí acostarme a dormir, pero antes di un último repaso a la prensa y con la misma imprevisión con la que surgió ante mi mirada la viñeta del principio apareció esta otra imagen:


Los niños refugiados en el Líbano del conflicto armado en Siria
y los que se han trasladado a Túnez huyendo de la pasada guerra
civil libia disfrutan de la visita de  los Payasos sin Fronteras,
que intentarán sonsacar sonrisas a los más pequeños.

«Bueno –pensé mirando esa narizota rojo y las sonrisas de los niños– tengo, tenemos que seguir por ese mismo camino de la paz y la no violencia, aunque sean cuarenta años más... Yo no podré hacerlo porque ya me habré ido de este mundo, pero que lo sigan mis hijos, mis jóvenes amigos cantautores y todos los que quieran unirse contra la guerra y la violencia».

Y entonces hice algo inaudito de lo que no me arrepiento, abrí la ventana de mi salón-dormitorio y pegué un grito... ¡lo siento por los vecinos que estuvieran adormilados o viendo la inauguración londinense de las Olimpiadas!:

¡¡¡¡¡¡¡MALDITAS GUERRAS!!!!!!!

viernes, 27 de julio de 2012

TERESITA FERNANDEZ . TESTIMONIOS Y ADMIRACIONES EN TORNO A UNA GRAN MUJER.

Teresita Fernández.
(Fotografia Eva Rubio).

En estos dos últimos días se ha producido una de esas situaciones mágicas que surgen como consecuencia de la comunicación que mantenemos diariamente a través del blog... He recibido muchos corrreos –la mayoría de gente joven– pidiéndome que ampliara la información sobre esta gran mujer "maestra y trovadora cubana" llamada TERESITA FERNÁNDEZ...

A través de esos correos he podido darme cuenta de que a Teresita no se le conoce demasiado en España, hecho que me ha hecho pensar, durante estos días, en que es realmente una pena que a lo largo de nuestra vida se nos "escape" la posibilidad de conocer a personas tan extraordinarias como ella; en este caso conocer a una MUJER –así, con mayúsculas–; una mujer que rompe con todos los estereotipos machistas de siempre y que nos demuestra que –glosando y robándole las palabras a Celaya– la feminidad, o mejor, la fuerza y la identidad femenina son auténticas «armas cargada de futuro».

Así pues, aunque tenía previsto dedicar este cuelgue a la relación poética y musical que en su día se estableció entre Teresesita y José Martí, antes de hacerlo voy a realizar una breve aproximación biográfica a esta gran mujer que, como decíamos ayer, ella misma la sintetiza con estas palabras: «Yo soy una maestra que canta»


Teresita Fernández en Santa Clara a los dos y diez años de edad.
(Fotografías tomadas del libro «Yo soy una maestra que canta» (Ed. Unión)
de Alicia Elizundia Ramírez).

Teresita del Carmen Julia Rosa Fernández García, nació en la ciudad de Santa Clara (Cuba) en el mes de diciembre de 1930.

Con solo cuatro años empezó a cantar en la emisora de radio de su ciudad natal en el programa "Hora Martha", que dirigía su madre Amparo García.

Aunque su madre deseaba que Teresita fuese pianista, ella decidió enfocar su vida por otros derroteros; lo que a ella le gustaba de verdad era cantar, tocar la guitarra y escribir poesía, –o sea, desde siempre tuvo alma de cantautora–. Por otra parte, ella tuvo, desde siempre, una clara vocación de maestra; deseaba dedicarse a la enseñanza.

En 1944 comenzó a estudiar en la Escuela Normal de Maestros, graduándose, en 1948, como Maestra Normalista. Nada más obtener el título empezó a dar clases sin dejar, por ello, de cantar  –lo hacía continuamente en su escuela–, y de escribir y publicar sus poemas en varios periódicos de la época.

En 1952 obtuvo el título de profesora de Solfeo, Teoría y Piano, y dos años más tarde ejerció como profesora ayudante de música en la Escuela Normal.

En 1957 se trasladó a vivir en La Habana donde se graduó en Doctora en Pedagogía y obtuvo, por oposición, la cátedra como profesora de música, solfeo y coro en la Escuela Normal de Maestros de Santa Clara.

A partirr de ahí, Teresita Fernández empezó a darse a conocer como trovadora en una gran variedad de programas de radio y de televisión; inició sus conciertos y recitales; actuó, en 1967, en el Festival Internacional de Varadero; y un año más tarde en el Festival Nacional de la Trova en Santiago de Cuba.

Teresita Fernández con Bola de Nieve en el restaurante
Monseigneur, en Ciudad de la Habana.
Bola de Nieve un buen día piropeó a Teresita diciéndole:
«Usted no necesita más adorno que la canción».

En 1974 Teresita Fernández fundó la Peña de los Juglares en el Parque Lenin; peña que mantuvo activa todos los domingos durante diecisiete años.

Viajó a España, por primera vez. en 1991 para participar en la primera muestra Iberoamericana de Narración Oral y Escénica; y en el Festival Juvenalia de Madrid, que fue donde personalmente tuve la oportunidad y la suerte de conocerla.

Entre su discografía figuran las siguientes obras: «Teresita y sus canciones» –disco editado en los años sesenta–; «Mi gatico Vinagrito» (1988); «No puede haber soledad» –grabado en directo en el año 2000 y editado en 2006– y «Teresita canta a Martí» –ambos publicados por el Centro Pablo de la Torriente–; «Vamos todos a cantar» (2002) –homenaje que le brindaron varios trovadores cubanos–; y «Teresita en nosotros» (2007), disco en el que participaron Sara González, Silvio Rodríguez, Liuba María Hevia, Amaury Pérez y la propia Teresita.


Para completar este "cuelgue" voy a copiar, en primer lugar, dos testimonios sobre Teresita Fernández que nos aproximan a su verdadera personalidad. El testimonio de Víctor Casaus –director del Centro Pablo de la Torriente, de Cuba– y el del gran trovador cubano Silvio Rodríguez.

«Teresita –dice Víctorha llenado, llena un espacio insustituible en el panorama de la canción cubana: lo ha hecho con perseverancia y con amor, con poesía y con humildad».


«En julio de 1967, recién salido del servicio militar –escribe Silvio Rodríguez en la presentación del disco «Teresita Fernández en nosotros», los fundadores del joven (grupo poético) Caimán Barbudo me invitaron a un recital llamado "Teresita y nosotros". Era un acto de identificación con la trovadora de Santa Clara, cuyo master de juglaría se basaba en una poética personal entonada, como después supe que le hubiera gustado poseer a varios de aquellos jóvenes poetas. Creo que fue mi primer recital y no fue un mal comienzo. Por un lado profundicé lazos con amigos escritores de mi generación y por otro me acerqué, para siempre, a la trovadora con quien más similitudes tenía, en cuanto a origen y formas. Por entonces Teresa cantaba en "El Coctel", night club que sobrevive en plena Rampa, zona de operaciones que me tocaba por haber empezado a trabajar en televisión a unos metros de distancia. Me hice asiduo al lugar por la fascinación de escucharle algunas de las canciones que están en este disco. Con ellas me enamoré de su arte único en aquel rinconcillo de la noche al que llegaba a la hora  que podía. Si Teresa estaba cantando, me volvía una estatua, pero después me iba escurriendo por el murito hasta su lado. En más de una ocasión me brindó su guitarra para que dijera algo a su auditorio [...].


Silvio Rodríguez, Teresita Fernández y Marta Valdés
en la Peña de Los Juglares, en el Parque Leni. 1975


Todas las generaciones de niños cubanos, desde hace cuarenta años hasta nuestros días, han cantado las hermosas versiones que hizo Teresita de Gabriela Mistral, además de sus propios y sabios poemas. Porque había pocas canciones infantiles y porque las de ella estaban entre las mejores [...]».

Relacionadas con estas últimas palabras de Silvio –consciente de que este "cuelgue" se va a alargar más de lo acostumbrado–, no puedo resistirme a transcribir algo que me contaba anoche, a través de un correo electrónico, un buen amigo cubano; me refiero al diseñador Robertiko Ramos, ser humano de extraordinaria sensibilidad como se pone claramente de manifiesto en el siguiente testimonio:

«Todos los niños conocíamos y conocen a Teresita Fernández; tengo una anécdota con ella, que es muy linda y recuerdo con mucho cariño... Cuando yo tenía 6 años enfermé de "meningoencefálitis viral", una enfermedad muy fuerte que en su variante bacteriana puede dejar secuelas motoras, pués es una enfermedad neuro-motora... A esa edad se empieza en la escuela y se aprende a leer. Mi madre –que es una técnico medio pero que se ha hecho de un nivel de master en la vida a golpe de lectura y sed de conocimientos–, para que no me atrasara en la escuela, me enseñó las primeras letras según lo orientaba la maestra; pero yo que poseía una gran curiosidad con todo, pedía saber más... La enfermedad duraba un mes de reposo, en ese tiempo aprendí a leer y leía muy bien además. Mi madre me regaló "Veintemil leguas de un viaje submarino", "Los hijos del capitán Grant"... y también cayó en mis manos "La Edad de Oro", de José Martí (nuestro Martí)... Creeme que lo devoré...




Un día –pasado quizá un año de mi enfermedad– en mi escuela, que quedaba en La Habana Vieja, algunas tardes de la semana nos vinculaban a las actividades que se celebraban de la Casa de la Cultura del municipio. En una de esas tardes, apareció una señora muy simpática, con espejuelos y guitarra, y resulta que era la señora que cantaba aquello que todos nos sabíamos de "Vinagrito es un gatico que parece de algodón...". Yo me quedé de una pieza; recuerdo muy bien aquel momento, hasta que Teresita tenía puesta una blusa blanca como de artesanía mexicana, con flores recamadas de estambre de rosa mexicano y verdes, y azules... En fin, que entre canción y canción, Teresita preguntó si conocíamos el libro “La Edad de Oro”... Todos los niños muy disciplinado, aunque no lo conocían gritaron: “Sí”... Y ella siguió preguntndo: “¿Y conocen la historia de "Los tres héroes"?”...Y todos, automáticamente que SIIIIIIIIIIÍ... y la cosa se puso dura, pués Teresita preguntó: “¿Quienes son los tres héroes?... Silencio...; y entonces este Robertiko, solo que más chico (creo que uno es siempre el niño que fue) se levantó y dijo de pie, rodeado de niños-robots que hacían silencio: "Bolivar, San Martín e Hidalgo!!!!"... y empecé a decir después: “Cuentan que un viajero llegó un día a Caracas al anochecer, y sin sacudirse el polvo del camino, no preguntó dónde se comía ni se dormía, sino cómo se iba adonde estaba la estatua de Bolívar. Y cuentan que el viajero, solo con los árboles altos y olorosos de la plaza, lloraba frente a la estatua, que parecía que se movía, como un padre cuando se le acerca un hijo..." (Texto de Martí)... Y Teresita bajó la guitarra de sus piernas, se quitó los espejuelos y se emocionó al oir a este “cabroncillo”... y pidió un aplauso para mí... Es increible como aún me sé de memoria eso de "Los tres héroes"». (¡Precioso testimonio de un amigo, del que hoy no he podido prescindir!).

Mañana, todavía seguiré hablando un poquito de Teresita Fernandez, en concreto, de su pasión hacia los versos de Martí... Ahora solo me queda, darle especialmente las gracias a Roberto Ramos por su amistad, por sus palabras y, sobre todo, por su sensibilidad... ¡Gracias Roberto!

jueves, 26 de julio de 2012

MANUEL CUESTA LE CANTA A «EL TEMPLO DE LAS BORRACHERAS»

Vuelvo a repetir este "cuelgue" añadiendo, seguidamente el video grabado en Libertad 8 en el que MANUEL CUESTA canta su nuevo tema dedicado a ALEJANDRO ROMANO y su «TEMPLO DE LAS BORRACHERAS».




El pasado día 18 le rendimos una sencilla, pero muy entrañable fiesta-homenaje a Alejandro Romano, felizmente responsable del conocido blog «EL TEMPLO DE LAS BORRACHERAS». Un blog que es, en realidad una concreción y todo un símbolo de la pasión que este gran argentino siente por la "canción de autor", y de la acogida que "ofrenda" a todos los músicos y cantautores españoles que viajan a su país.

Aunque a lo largo de la mañana, o primera hora de la tarde, colgaré una amplia crónica fotográfica de lo que aconteció anoche en la Sala Libertad 8 –lugar en el que se celebró la fiesta-homenaje–, quiero destacar un hecho sencillo, pero muy entrañable, que protagonizó Manuel Cuesta y que, desde mi punto de vista, fotografía uno de los rasgos más característicos de la "canción de autor" como género musical, me refiero a su capacidad para convertirse en crónica cantada de realidades y de sentimientos concretos; o mejor, en ser, como diría Manuel Vázquez Montalbán, «fotografía de los suspiros tolerados, o prohibidos, de una sociedad concreta y de los seres humanos que la integran».

Pues bien, en el inicio de la fiesta-homenaje del pasado miércoles Manuel Cuesta estrenó una hermosa canción dedicada a «EL TEMPLO DE LAS BORRACHERAS»; una canción en la que Manuel, efectivamente, logró fotografiar los sentimientos de todos los que nos habíamos reunido, en Libertad 8, para expresarle a Alejandro Romano nuestra amistad, nuestro cariño y nuestro agradecimiento... ¡Pura "canción de autor"!

Le he pedido a Manuel que me autorizara para reproducir el texto de su canción, y, como siempre,  he encontrado en él su más absoluta colaboración, ¡aquí la tenemos!... Es, lo que podríamos llamar: «un riguroso estreno»... Ahora falta escuchársela cantar...; ¡pues nada!, a perseguirle en sus conciertos, y a pedirle que nos la cante... ¡Gracias Manuel!

Manuel Cuesta.
«Un lugar en el mundo,
una barra en la que apoyarse,
un santuario civil, una fiesta,
una tregua para no derrumbarse.
Un bálsamo para las heridas
dulcemente cerradas con un buen tequila,
un oasis, una bienvenida,
el sabor que nos deja la derrota de una mala partida.

Cuando ya no me quedan trincheras,
ni lugares donde refugiarme,
cuando la suerte es una ramera
y la tristeza mi único estandarte.
Cuando el sistema nos robe la primavera
y no se sepa dónde ni encontrarte
iré al TEMPLO DE LAS BORRACHERAS,
allí comienza este viaje.



Un Kamchatka particular,
un lugar en el que resistir,
un escenario donde soñar
pero también en el que compartir. 
Canciones contra la nostalgia,
y que no falte el vino a ningún parroquiano,
un fuego por arte de magia,
promesas cumplidas junto a un buen asado.

Cuando ya no me quedan trincheras,
ni lugares donde refugiarme,
cuando la suerte es una ramera
y la tristeza mi único estandarte.
Cuando el sistema nos robe la primavera
y no se sepa dónde ni encontrarte
iré al TEMPLO DE LAS BORRACHERAS,
allí comienza este viaje.


Manuel Cuesta.
Y la música siempre sonando
en los sitios que quedan vacíos,
un brindis por los que se marcharon
y tu casa esperando a este lado del río.
"A cántaros", "Vine del norte", "Volver"
"Pongamos que hablo de Madrid",
"Mediterráneo", "Ojalá", "Las cuatro y diez",
"Te recuerdo Amanda",
"Quién me ha robado el mes de abril".

Cuando ya no me quedan trincheras,
ni lugares donde refugiarme,
cuando la suerte es una ramera
y la tristeza mi único estandarte.
Cuando el sistema nos robe la primavera
y no se sepa dónde ni encontrarte
iré al TEMPLO DE LAS BORRACHERAS,
allí comienza este viaje.


Alejandro Romano en Libertad 8.
Cuando ya no me queden quimeras
ni tus brazos para refugiarme,
cuando la suerte es una ramera
y la tristeza mi único equipaje.
Cuando el sistema nos robe la chistera
y no sepa dónde encontrarte
iré al TEMPLO DE LAS BORRACHERAS,
allí comienza este viaje.
En estos días azules
y este sol de la infancia...».
("El Templo de las Borracheras". Manuel Cuesta)

miércoles, 25 de julio de 2012

TERESITA FERNÁNDEZ Y GABRIELA MISTRAL. ENCUENTROS Y PASIONES COMPARTIDAS.

Teresita Fernández. (Fotografía: Kaloian).

Se lo comentaba hace un momento a uno de los buenos amigos que tengo en La Habana: pensar  en la maestra y trovadora TERESITA FERNÁNDEZ –nacida en Santa Clara (Cuba), en 1930–; leer sus memorias en un libro que tengo aquí a mi derecha llamado «Yo soy una maestra que canta» –coordinado por Alicia Elizundia Ramírez–, y escuchar sus canciones, resulta para mí como un respiro, como una inyección de aliento y de esperanza... ¡qué gran mujer!... ¡sencillamente admirable!...

Algún día, muy pronto, escribiré varios "cuelgues" dedicados a su biografía y a su obra; hoy quiero partir reproduciendo una pequeña reflexión que ella misma formula sobre su identidad; reflexión que entra en total relación, con lo que ayer hablábamos sobre los cantautores que comparten la creación musical con el desarrollo activo de su profesión como maestros o maestras. 

«Me considero una maestra que canta –afirma Teresita Fernández–, porque si con mi música no soy capaz de transmitir algo, de enseñar algo, entonces nada de lo que hecho hubiese valido la pena. José Martí decía que el maestro, dondequiera que esté, tiene que plantar su tienda de maravilla, porque hace falta que venga al mundo gente a conmover».

Teresita Fernández. Flores y abrazos para una gran maestra.

Y realizada esta introducción, hoy y mañana, voy a centrarme en una de las reflexiones y experiencias de Teresita Fernández que, desde que la conocí, más me interesaron y emocionaron, me refiero a su descubrimiento y a su relación creativa –poética y musical– con GABRIELA MISTRAL y con JOSÉ MARTÍ.  Me voy a limitar a reproducir sus palabras, hoy referidas a Gabriela; palabras tomadas del libro anteriormente citado.

«Hay dos cosas –dice Teresitaque han marcado mi vida para siempre que es el "Ismaelillo" de Martí –libro en el que se refleja toda su ternura, no sólo paternal, sino maternal hacia su hijo José Francisco–; y la obra de Gabriela Mistral.

Lo primero fue el deslumbramiento con la poesía de Gabriela, la leí desde casi mi adolescencia y me conquistó. Leí a Alfonsina Storni, a Juana Ibarbourou, a Delmira Agustini, pero cuando descubrí la obra de Gabriela y la compara con las otras poetisas, que también hablaban de los derechos de la mujer, del amor, la Mistral era más que eso. Se proyectaba como una gran mujer de América, en defensa del indio y de los valores del continente. Además de descubrirla como poetisa, me impresionó su origen sencillo, su profesión de maestra rural y su consagración a los niños. Tomé a Gabriela en el momento en que se definía mi vocación por el magisterio, entonces se convirtió en un símbolo que nunca he abandonado. A pesar de mi desenfado ella es la mujer con la que más empatía tengo. Me suscribo a su profundo sentido de nuestra América, a su vocación por los pobres, su ternura hacia los niños y a su profunda feminidad ultrajada. Después de estar unos años con la guitarra a cuestas, leo algo que ella dijo en sus rondas: "Nacieron los pobres con pies inválidos, buscando un músico que los echara a volar", y fue cuando decidí  musicalizar sus veintiocho rondas, lo cual ha sido una gran satisfacción. Las hice todas de un tirón porque iba pasando las hojas y sintiendo la música.


Teresita Fernández.


No llegué a conocerla porque increíblemente estuvo en Santa Clara, invitada por el Club de los Rotarios, y a mi me encomendaron para llevarle un ramo de flores, y por no tener un vestido adecuado para ir a la cena, no fui, y no me lo voy a perdonar nunca porque ahora iría hasta vestida de indigente. Claro su visita fue todo un acontecimiento para la ciudad y en aquel banquete, donde la poetisa dijo un discurso, estaba lo más selecto de la clase "high" santaclareña. Me escogieron porque yo era muy amiga de una profesora que se llamaba Concha Falcón, que estaba en la comisión organizadora, y como ella fue la que me enseñó a conocer a la Mistral, sabía que me había fascinado mucho con su poesía, con aquello de "Oración a la maestra". Eso fue en los comienzos porque después yo he ido descubriendo a otra Gabriela. Primero leí las canciones de "Desolación", que una gran parte son infantiles, y después los poemas de "Nuestra América" que son sinfónicos, y además totalmente americanos y universales tanto en la forma como en el fondo.


[...] En su libro "Desolación" tiene una sección llamada "Los motivos del barro", donde dice que quisiera ser polvo porque con él los alfareros crean distintas cosas de arcilla, y que no quisiera ser ladrillo de una cárcel, sino ladrillo de un a escuela, pero que sobre todo quisiera ser el polvo de los caminos para que los niños la pisen, y corran encima de ella. Y cuentan que en la tumba de Gabriela Mistral, están marcadas las pisadas de los niños que quedaron impresas en el cemento fresco. Mira a que grado de humildad llegó esta mujer.


Gabriela Mistral.


Y otra cosa que ha sido un premio para mí, porque los premios no son lo que la gente cree, son otros. Vino un muchacho joven que estaba estudiando Arquitectura, a decirme que sus padres están en Chile y tuvieron la oportunidad de ir a la tumba de Gabriela, allá en los cerros del valle de Elqui. Subieron recogiendo flores, y cuando llegaron, además de ponerles las flores, lo único que se les ocurrió fue abrazarse llorando y cantar "Dame la mano y danzaremos...". Los chilenos que iban junto con ellos les preguntaron como se sabían las rondas. Y ellos respondieron: "Gracias a Teresita Fernández", cuenta el muchacho, y yo digo: "Gracias a Graciela que es mi maestra".... Su "Dame la mano y danzaresmos..." no puede faltar en ninguna de mis peñas, con ella siempre abro y cierro, porque es una ronda muy solidaria y eso es lo que necesitan los pueblos de América». Y yo ahora añado...: eso es lo que necesitan, hoy más que nunca, los pueblos de Europa, y los pueblos del mundo entero.

En este vídeo podemos escuchar a Teresita Fernandez interpretando la ronda "Dame la mano", de Gabriela Mistral.

martes, 24 de julio de 2012

RUBÉN MÁRQUEZ: ENCUENTROS CON LA CANCIÓN Y CON LA PEDAGOGÍA.

Rubén Márquez.

Debe ser que personalmente me encuentro muy sensible y emocionado con mi anunciada vuelta a la Pedagogía, el caso es que ayer por la tarde estuve tomando un cafelito con RUBÉN MÁRQUEZ cantautor sevillano de Alcalá de Guadaira– y, aparte de regalarme su disco «Transparente» –que hace mucho tiempo que lo andaba persiguiendo y al que dedicaré el próximo fin de semana una de mis "musicalmas sabaninas"–, hablamos y hablamos de la escuela y de lo mucho que se puede trabajar en ella utilizando la música popular, y, en concreto, esta "canción de autor" a la que tanto amamos.


Rubén, a parte de componer e interpretar sus propias canciones, es profesor de 5º y 6º de Primaria, es decir es uno de esos "cantautores" que han optado por compaginar su trabajo –en este caso como "maestro"– con la aventura y el riesgo de la canción. Posicionamiento que aplaudo y que me parece realmente valioso y meritorio cuando además, a diario, y de forma cotidiana, Ruben procura que ambas actividades no sean contradictorias, sino todo lo contrario, totalmente complementarias.

(Es un planteamiento similar al que comparten otros creadores a los que admiro profundamente como Adolfo Langa, Diego Ojeda, Rogelio Botanz, Alejandro Martínez, Manu Míguez, Patricia Fernández, Fernando Arduán, Pedro Sosa, Marino Saíz y otros muchos).

He de decir que el rato que compartí ayer con Rubén, y con su compañera, fue entusiasmante, sobre todo porque me contó "en vivo y en directo" la experiencia que recientemente ha vivido con sus alumnos y alumnas de 11 años, del Colegio Público San Mateo, de Alcalá de Guadaíra.

Una experiencia en la que se produjo un mágica interacción entre el Lenguaje –y, en concreto, sobre las formas de expresión o de comunicación verbales y no verbales–, la Etica, o Educación para la Ciudadanía –alrededor del tema de los ancianos y de la muerte– y la Música y la Canción; experiencia de la que surgió un "cortometraje" realizado por lo propios alumnos y alumnas, titulado "Silvestre"; auténtica joya que hace días colgué en mi muro de facebook, pero que hoy quiero hacerlo más extensivo aquí DONDE CANTAMOS COMO QUIEN RESPIRA.




Si ya han visualizado este cortometraje, merece la pena volverlo a ver, y si no entre en él y ¡disfrute!... creaciones así son las que merece la pena realizar en los tiempos que corren y las que dignifican de verdad, y definitivamente, a nuestra canción de autor y a nuestros cantautores.

Por supuesto el curso que viene RUBÉN MÁRQUEZ participará con su experiencia en los curso que vamos a organizar –allá donde nos lo soliciten– sobre MUSICA, CANCIÓN Y PEDAGOGÍA; me lo ha confirmado, me ha dado una gran alegría, y muy pronto nos pondremos a trabajar junto... ¡Gracias Rubén! 

MUY BUENAS NOTICIAS DESDE LA HABANA. LAS PROTAGONIZAN DOS AMIGOS DEL ALMA: "VÍCTOR CASAUS" Y "JUAN MIGUEL MORALES"

Hoy mi corazón y mi vuelo informativo se dirigen hacia LA HABANA porque se han producido allí dos acontecimientos, relacionados con el mundo de la "canción de autor", que me gustaría difundir y celebrar.

• El primero, la concesión del PREMIO BARNASANTS al amigo VÍCTOR CASAUS director del CENTRO PABLO DE LA TORRIENTE BRAU en La Habana.

Víctor Casaus.


En total conexión afectiva e intelectual con la concesión de este premio –por cierto, merecidísimo–, voy a copiar, a continuación, la nota de prensa que con ese motivo se ha difundido desde La Habana:

«El intelectual cubano, Víctor Casaus, recibió en La Habana el Premio Barnasants 2012 en la categoría de Activismo Cultural, un galardón concedido por ese festival europeo por “su incansable labor de compromiso con la cultura y con la canción de autor en Cuba”. 

El premio le fue entregado por el fotógrafo catalán Juan Miguel Morales el 20 de julio en la Casa del Alba, durante las jornadas de la red Articularte.

Morales leyó un mensaje enviado por Pere Camps, director del Barnasants, quien lamentó no haber podido viajar a Cuba para la ocasión y señaló que es para él una enorme alegría que Casaus reciba la distinción, “no solo como una de las figuras intelectuales más respetadas en Cuba, sino también y sobre todo, como portavoz del Centro Cultural Pablo de la Torriente Brau, paraguas imprescindible para la creación crítica e independiente de la cultura cubana, desde la convicción de que sin cultura no habrá justicia social”.

Juan Miguel Morales.

Al recibir el premio Víctor Casaus señaló que son muchas las razones que le provocan una gran alegría. “Primero –destacó– porque en este reconocimiento al activismo cultural está en mi caso la labor por supuesto que ha realizado el Centro Pablo y por lo tanto en ese sentido este es necesariamente un premio compartido, compartido con María Santucho (coordinadora) y con todos los compañeros que día a día, en ese pequeño espacio, trabajan por la cultura”.

Explicó que la segunda razón de regocijo es porque el reconocimiento viene de un proyecto “que en muchos sentidos es afín con lo que hacemos en el Centro”. “Somos almas gemelas con el festival Barnasants y con su director, un activista aguerrido y firme a favor de la canción y de la cultura en medios en que lo comercial y la banalización tienen una fuerza muy grande”.

Juan Miguel Morales, Víctor Casaus y Vivian Núñez.
Además del premio por el Activismo Cultural, el festival de Barnasants entrega otros dos lauros, que este año recayeron en el valenciano Joan Amèric en la categoría de Mejor Concierto Oficial y en el legendario cantautor uruguayo Daniel Viglietti en la de Trayectoria.

• El segundo acontecimiento del que quiero dejar constancia en el blog se relaciona con JUAN MIGUEL MORALES –anteriormente  citado–. Magnífico fotógrafo español que acaba de impartir unas clases y comunicar sus experiencias en el marco de las llamadas Jornadas de la Red ARTICULARTE recientemente celebradas en La Habana.

Copio seguidamente, la crónica que ha escrito sobre ese acontecimiento la periodista Vivian Nuñez, amiga del alma a la que conocí en mi último viaje a La Habana y que jamás olvidaré por su tremenda profesionalidad y por su delicada y linda ternura.


UN FOTÓGRAFO MILITANTE DE CAUSAS NECESARIAS
Por Vivian Núñez

«Así se autodefine Juan Miguel Morales, un artista catalán que vino a Cuba a participar en las jornadas de la red Articularte y que reafirmó un credo al que ha sido fiel desde décadas: “detrás de todo mi trabajo hay una declaración de amor a los cuatro vientos hacia el pueblo cubano”.

Juan Miguel Morales intercambió con creadores de la Isla y de otros países sobre el carácter social del arte, y aunque considera que no realiza un trabajo de ese alcance propiamente dicho, de alguna manera se vincula a él por ser “un fotógrafo comprometido con la canción de autor, con la música popular de mi pueblo, que es el catalán”.


Juan Miguel Morales en La Habana.

A pesar de que se considera un mal orador en público “porque soy fotógrafo, y los fotógrafos lo decimos todo con la imagen”, el artista participó en un panel realizado el jueves 19 de julio en la Casa del Alba, sede de estas jornadas. En esa ocasión presentó una colección de imágenes de un proyecto en el que trabaja desde hace diez años y que se titula Cuba, cuéntamelo con música.

“Se trata –explicó– de una serie de retratos de músicos cubanos de diferentes géneros, que se publicarán en un libro, probablemente a fines de este año”. Añadió que son retratos en un estilo muy clásico, retratos sicológicos del personaje en su entorno, “en los que uno intenta contar más de lo que se ve”.


Juan Miguel Morales. A la izquierda, sentados, Víctor Casaus y María Santucho.

Tras apuntar que esa labor trata de ser un trabajo testimonial, confesó Juan Miguel que detrás de todo ello está su amor por Cuba. Por ello ha participado con sus obras en otros eventos culturales de la Isla, como el X Salón y Coloquio de Arte Digital organizado en el año 2009 por el Centro Cultural Pablo de la Torriente Brau donde se presentó su exposición "Caminos", acompañada de una ponencia titulada "Fotografiar música". Mundo analógico y mundo digital: dos cuerpos diferentes con un mismo espíritu.

Juan Miguel Morales en LA Habana.

Pero no solo para participar en las jornadas de Articularte viajó esta vez el fotógrafo catalán a la Isla. Vino también para entregar, a nombre del festival Barnasants –el evento de la canción de autor más importante de España– su premio anual en la categoría de Activismo cultural a Víctor Casaus.

“Debo decir que soy un admirador de Víctor Casaus, de su trabajo, de su obra personal y de su quehacer como director del Centro Cultural Pablo de la Torriente Brau, así como de su influencia en la cultura cubana y yo pienso que universal, porque la cultura es de un lugar y es también de todo el mundo”, enfatizó.

Y como quien entrega el premio es el director de Barnasants, Pere Camps, a quien Juan Miguel está vinculado por diversas y hermosas razones, entonces –dijo– “soy el mediador para la entrega de un premio de un hermano mío, que es Pere, a otro hermano, que es Víctor. Es un grandísimo honor”».