Páginas vistas en total

jueves, 4 de agosto de 2011

¡MALDITAS GUERRAS! - 100 + 31. ¡¡¡¡INSOSTENIBLE!!!!

Hoy vuelvo a la noticia del día, ¡desgarradora! ¡insostenible!... ¡Que dolor el que está sufriendo el pueblo de Somalia!... ¡se me rompe el alma!...



La ONU declara el estado de hambruna en otras tres 
regiones de Somalia
El organismo advierte de que la situación puede extenderse a todo 
el sur del país en cuatro o seis semanas

EL PAÍS.  «La sequía en el Cuerno de África y las dificultades para hacer llegar ayuda humanitaria por el veto de la milicia islamista Al-Shabab siguen haciendo estragos en Somalia. La Unidad de Análisis de Nutrición y Seguridad Alimentaria de Somalia (FSNAU), vinculada a la ONU, ha declarado este miércoles el estado de hambruna en otras tres regiones del sur del país, en concreto en las zonas de Balcad y Cadale, en el Shabelle Medio, en el corredor de Afgoye –el mayor centro de desplazados del mundo, con 400.000 registrados en este momento– y en el campo de desplazados en Mogadiscio. La situación representa "la peor crisis humanitaria actual y la crisis alimentaria más grave desde la hambruna de 1991-1992 en Somalia", según el organismo.

La ONU ya había declarado hace dos semanas el estado de hambruna en otras dos regiones, Bakool y Lower Shabelle, donde el 30% de los niños sufre malnutrición aguda y dos adultos y cuatro niños de cada 10.000 mueren de hambre al día. Además, las recientes lluvias torrenciales caídas en la zona de Mogadiscio han recrudecido la situación de los habitantes de la ciudad y los desplazados».

Frente a esta situación, desde aquí, –sintiéndome profundamente impotente– solo se me ocurre evocar una canción y unos versos de Lluís Llach tomados de su canción "Lluna", del disco "Astres".

«Y la luna, que pasaba
entre una nube y el ciprés,
una lágrima vertía al mar sereno
cuando el niño que la miraba,
soñándola un farolillo,
sintió el pálido murmullo
de un lamento:
"La pobreza...nunca...
la pobreza...nunca!"».



«I la lluna, que passava
entre un núvol i el xiprer,
una llàgrima vessava al mar serè
quan l'infant que la mirava,
somniant-la un fanalet,
va sentir el murmuri pàl·lid
d'un lament:
"La pobresa... mai...
la pobresa... mai!"».

¡¡¡¡¡MALDITAS GUERRAS!!!!!
¡¡¡¡NO MÁS DOLOR PARA EL PUEBLO 
DE SOMALIA!!!!

LUIS PASTOR. PASIONES COMPARTIDAS CON MIGUEL HERNÁNDEZ.

Aunque la semana que viene quiero dedicarle un "monográfico" a LUIS PASTOR –que desarrollaré en varios "cuelgues"–, hoy me parece importante resaltar la intensa relación poético/musical que Luis ha mantenido, desde siempre, con la personalidad y con la obra poética de Miguel Hernández; relación que en este momento se está haciendo especialmente latente porque sus últimas composiciones, basadas en textos del poeta, están siendo interpretadas por otros artistas como Juan Valderrama –del que hablaba ayer–, Jarcha o la gran Carmen Linares.

Luis Pastor.
Esa relación creativa –y, por supuesto, apasionante– de Luis con Miguel tuvo su origen en 1972, año en el que decidió dedicarse a la canción. Ese mismo año empezó a componer sus primeras canciones inspirándose en los poetas que iba descubriendo, que le iban asombrando y que de, alguna forma, le estaban marcando el rumbo de su identidad, poetas entre los que se encontraba Miguel Hernández, Blas de Otero, Pablo Neruda o Nicolás Guillén.

Con aquellas primeras canciones, Luis tuvo la oportunidad de grabar un primer LP en Barcelona con la discográfica "Els 4 Vents-Barlovento", álbum que iba a llamarse "Fidelidad" pero que no pudo ser editado como consecuencia de la intervención de la censura. (El disco "Fidelidad", Luis pudo regrabarlo y publicarlo, tres años más tarde, en la compañía discográfica Movieplay contando como arreglista con Carlos Montero).

Con su primer LP censurado, Luis Pastor publicó un single con dos temas: "La huelga", de Pablo Neruda –canción a la que tituló "La huelga del ocio"– y "Con dos años", canción compuesta sobre el entrañable y apasionado poema "Con dos años, dos flores" que Miguel Hernández había dedicado a su hijo en 1941. (Nos situamos pues en 1972; ya entonces Luis admiraba y cantaba a Miguel).


Al año siguiente, 1973, Luis Pastor participó en el Festival de Villancicos Nuevos de Pamplona, donde, nuevamente "enganchao" a Miguel Hernández, presentó la canción "El niño yuntero"; tema que junto al titulado "Hace falta saber" –primero que compuso con texto propio–. integró en su segundo single, editado, al igual que el primero, en la discográfica catalana  "Els 4 Vents-Barlovento".


Posteriormente, Luis Pastor realizó una nueva versión de la canción "Con dos años", incorporada a su disco "Piedra de sol" (2000); y en 2006 compuso la banda sonora del documental "Extremadura amarga", dirigido por Alfonso Domingo, en la que integró e interpretó una nueva y hermosísima versión de "El niño yuntero".

En el año 2010, con motivo de la celebración del centenario del nacimiento de Miguel Hernández, Luis tuvo un reencuentro apasionado con la obra poética de Miguel, y, a través de ella, con su enorme y atrayente personalidad. Yo mismo tuve la oportunidad de ser testigo de aquel reencuentro en el que se conjugaron la pasión y la inspiración; Luis devoraba los poemas de Hernandez: los leía, los escuchaba, los recitaba, los imaginaba, los sentía, los tocaba..., y al final de forma absolutamente natural surgía la música, la música de Luis pero que también era de Miguel, o, si se prefiere, la musicalidad de los versos de Miguel que Luis fue, poco a poco –y sin parar– descubriendo y atrapando para sus canciones.

Aquellas nuevas canciones –por cierto bellísimas y con una aire "sureño" novedoso, profundo, "jondo", y radiante de luz–  Luis las fue incorporando a su repertorio, o sea, en sus conciertos y recitales, pero decidió no grabarlas... Lógicamente, dada la calidad de aquellos temas, hubo numerosos artistas que le solicitaron la posibilidad de grabarlas en sus discos, y así fue como, por ejemplo, Juan Valderrama decidió incorporar a sus "Sonidos blancos" el poema/canción que abre el CD: "Mis ojos sin tus ojos". (De ese disco, y de la colaboración de Luis y de Juan hablaba en el "cuelgue" de ayer).

Pues bien, hoy voy a hacer referencia a otra grandísima "cantaora" que ha decidido incorporar en su repertorio a Miguel Hernández musicalizado por Luis Pastor, me refiero a CARMEN LINARES. En concreto Carmen en su nuevo espectáculo "Remembranzas", estrenado en el Teatro de la Maestranza de Sevilla, el 5 de febrero de 2011, ha incorporado dos cantes de Miguel y Luis: "Mis ojos sin tus ojos" y  "Casida del silencio"... No digo nada... ¡Hay que escucharlos!