Páginas vistas en total

miércoles, 18 de mayo de 2011

¡MALDITAS GUERRAS! - 57. Cuando hasta las paredes gritan.

Deseo manifestar mi solidaridad con todas las personas que en estos días están reclamando, por todo el país, una mayor limpieza democrática, o lo que es lo mismo, una verdadera ética democrática en la que se hagan realidades tangibles valores como la justicia, la igualdad, el respeto, la solidaridad, el amor, la generosidad, la ternura –sobre todo con los seres humanos más desamparados–... y, por supuesto, el antimilitarismo, el desarme y la paz.

Se trata, en realidad, de una necesidad que vivimos miles y miles de personas y que en estos días –en que se nos vuelve a convocar a las urnas– queremos reivindicar decidida y apasionadamente.

Hace un momento, cuando pensaba en la creación de este "cuelgue", me han venido a la memoria algunas pintadas relacionados con el mayo francés del 68; pintadas que ponen de manifiesto necesidades y exigencias humanas y democráticas que hoy continuan reclamando y gritanto hasta las paredes.





CANTAR EN SEVILLA. Soluciones a un "cantijuego" con aires sevillanos, y presentación de un nuevo proyecto.

Uno de los objetivos más importantes que me propuse al crear este blog fue apoyar y dar a conocer la "buena canción" que se crea y se interpreta en todo nuestro país, y, en particular, la que protagonizan los creadores más jóvenes.

Con esa intención pensé, y puse en marcha, los llamados "CANTIJUEGOS". Se me ocurrió que a través de ellos sería más fácil y divertido ir descubriendo ese mundo tan extenso y tan mágico que late en el marco de lo que podríamos llamar "canción de autor"...Creo, sinceramente, que, poco a poco, semana tras semana, lo he venido consiguiendo.

Pero hay algo más, a partir  del blog y de los "cantijuegos" me ha surgido un proyecto que ya tengo en marcha: La preparación y la edición de un "libro-catálogo" que recoja, si fuera posible, la totalidad de los compositores e intérpretes que cantan en nuestro país "como quien respira", incidiendo, en cada caso, en su biografía, sus discos y sus canciones.

Sé que el trabajo es duro, pero creo que merece el esfuerzo. Para ello, por supuesto, espero poder contar con la colaboración de los creadores, que a fin de cuentas, serán sus protagonistas... 

Unos de los trabajos previos al proyecto de "libro-catálogo" van a ser la realización de unas primeras aproximaciones como la que voy a presentar seguidamente referida a creadores sevillanos; aproximación que ofrece las soluciones del "cantijuego" de la semana pasada, pero que es sólo un primer acercamiento porque en ella faltan autores y obras que poco a poco tendré que ir completando.

LUIS QUINTANA. "Bailando con Vicent" - 9

LUIS QUINTANA
Disco: "BAILANDO CON VICENT"
Cación: "OLIMPO BAJO"
Fotógrafa: LAURA CABRERA









Fotografía: Laura Cabrera.

«Vivo en un Olimpo al ras del suelo,
la mediocridad llegó al poder.
Antes el famoso era torero, futbolista o guerrillero,
elegante caballero dando pasos por el cielo
codeándose en las fiestas que organiza la Jet set.

Ahora la pantalla se ha llenado
de unos semi-dioses sin nivel
que empezaron en el Gran Hermano
y ahora van de tertulianos
con los dientes afilados, afirmando por contrato
que la prima de un fulano se acostó con no sé quién.

Fotografía: Laura Cabrera.

No, apaga la televisión
si lo que quieres es crecer,
si no te quieres oxidar,
si no te quieres ver sin pies.
No, con tu pareja en el sofá
te diste cuenta que el amor
está sentado entre los dos
con una crisis de ansiedad.

Fotografía: Laura Cabrera.

La televisión nos da consuelo pero sólo dicta una verdad
otros habitamos el subsuelo evitando los venenos,
inventándonos caminos.
En el mundo en que vivimos
para hacer revoluciones lo mejor es NO comprar.


No, apaga la televisión
si lo que quieres es crecer,
si no te quieres oxidar,
si no te quieres ver sin pies.
No, con tu pareja en el sofá
te diste cuenta que el amor
está sentado entre los dos
con una crisis de ansiedad.


Fotografía: Laura Cabrera.
 Con tu pareja en el sofá
te diste cuenta que el amor
te abandonó sin avisar».