Páginas vistas en total

domingo, 5 de diciembre de 2010

PINCELADAS JONDAS - III

Los pasados 25 y 28 de noviembre hablamos de la exposición "PINCELADAS JONDAS. Ilustración y diseño en la discografía flamenca"

Hoy, volviendo sobre el tema, –tal y como anuncié el día 28– quiero dedicar esta página a dos artistas sevillanos que han ilustrado numerosas cubiertas de discos de flamenco; cubiertas, algunas de ellas míticas, que forman parte, sin duda, de la iconografía esencial vinculada, o relacionada, con la historia de nuestra música popular. Esos artistas son Benito y Máximo Moreno.

Benito Moreno
BENITO MORENO durante un tiempo –entre los años setenta y mediados de los ochenta– compaginó la creación poética, la composición musical, la canción y la pintura. 

Él fue, en Sevilla, para la canción popular andaluza –en lo que se refiere a la "canción de autor"–, lo que podríamos calificar como el "contrapunto" a Carlos Cano y, en general, al movimiento "Manifiesto Canción del Sur" que lideraba en Granada el poeta Juan de Loxa.

Su discografía se desarrolló musical y poéticamente en un tono muy popular, y en un lenguaje directo de inconfundible identidad andaluza, y, más concretamente, sevillana. Discografía compuesta de las siguientes obras: "Romance del Lute y otras canciones" (1975), "Ellos y ellos y ellos... y ella" (1976) –disco que contiene su canción "Ra, ra, ra" utilizada, durante muchos años, como sintonía, por el programa de radio "El larguero", de la Cadena SER–, "Mis sombras completas" (1978), "Bécquer. Rimas" (1979), "Sevillanas" (1983), "La vida" (1988) y "Me han quitado lo bailado" (1999).

Su obra plástica ha sido, y sigue siendo, de una delicada belleza y de un realismo extraordinariamente sensible; Benito es un pintor que, con sus manos y con sus pinceles, sabe rescatar la realidad cotidiana imprimiéndole latidos de existencia y palpitaciones de ternura. Muestra de ello son las dos cubiertas de discos que seguidamente vamos a ver y que formarán parte de la exposición "Pinceladas hondas":

Cubierta del disco "Sevillanas"  (1983)
Obra plastica, poética y musical de Benito Moreno
Disco: "Camarón nuestro" (1979)
Retrato de cubierta creado por Benito Moreno

MÁXIMO MORENO, hermano de Benito, dedica su vida a la pintura y ha tenido una presencia permanente e inconfundible en la discografía andaluza y, más concretamente, flamenca. Al igual que Benito cultiva un realismo exquisito que en ocasiones se desborda de imaginación cuando afronta la creación de universos mágicos y fantásticos, como los que le sugirieron los primeros discos de grupo Triana. Veamos algunos de los discos ilustrados por Máximo; aunque en alguno la ilustración pueda parecer una fotografía no lo es, es el arte "puro y duro" del pintor sevillano:

"Viviré", disco de Camarón con Paco de Lucía y Tomatito (1984)

"Al compás del viento", disco de LAVENTA (1977)
PACO DE LUCÍA "Interpreta a Manuel de Falla" (1978)
"Pasaje del agua" de LOLE y MANUEL (1976)
"Cantes de la emigración" de MIGUEL LÓPEZ y JAIME BURGOS (1977)

Y para concluir, uno de los discos míticos del grupo TRIANA:

"El patio" del grupo TRIANA (1975)

CANCIÓN Y LITERATURA. El vuelo poético de Moncho Otero

Decía hace unos días que entre los proyectos que voy acunando y que están ahí, reclamándome su derecho a hacerse realidad, hay uno que tengo especialmente claro y que iniciaré cuando concluya el libro que estoy escribiendo sobre la "PoÉtica de Silvio Rodríguez", se trata de escribir un nuevo libro al que llamaré "La panda de los preferidos para no existir", título inspirado en la canción Te cantaré al oído de Laura Granados.

Formarán parte de esa panda algunos de los compositores e intérpretes que admiro por la belleza y la calidad de su trabajo, pero que, como dice Laura, no figuran en las listas de los "elegidos"; son músicos-poetas-cantores incansables, que trabajan sin parar, que no se rinden, y que se crecen frente a la ignorancia y a las dificultades que a diario les tienden los medios de comunicación, las empresas discográficas y de contratación, y el mismísimo mercado.

Moncho Otero en uno de sus conciertos
con Gloria Fuertes.
Uno de ellos es MONCHO OTERO, joven madrileño que, siendo tan joven, posee una obra extensa en lo que se refiere a la musicalización e interpretación de textos de nuestros más importantes poetas.

Moncho Otero ha sido, por ejemplo, uno de los pocos compositores que ha puesto música a poemas de Gloria Fuertes y que tuvo el placer y el privilegio de cantarlos junto a ella –que recitaba– en diversos conciertos celebrados en cafés-teatro madrileños.

En el año 2004 grabó y editó su primer disco titulado "Los hombres no supieron" –título tomado precisamente de un poema de Gloria Fuertes–. Un disco "valiente" y "de referencia" por la selección de poemas que Moncho realizó y por la "compleja austeridad y sencillez" –gran valor difícilmente alcanzable– con la que los afrontó musicalmente. En este disco Mocho incorporó poemas-canciones de Manuel López Azorín, Rafael Montesinos, Rafael Morales, Luis García Montero, José Hierro, Ángel González, Gloria Fuertes, Rubén Darío, César Vallejo, Belén Reyes y Joaquín Benito de Lucas.

Dada la fecha en que estamos, no estaría nada mal que escucháramos en la voz de Moncho Otero el "Villancico en Central Park", de José Hierro:

Vistió la noche, copo a copo,
pluma a pluma,
lo que fue llama y oro
cota de malla del guerrero otoño
y ahora es reino de la blancura.
¿Qué hago yo, profanando, pisando
tan fragilísimo plumaje?
Y arranco con mis manos
un puñado, un pichón de nieve
y con amor, con delicadeza y con ternura
lo acaricio, lo acuno, lo protejo.
Para que no llore de frío.


Más recientemente Moncho se ha unido a RAFA MORA, otro cantautor de la llamada "nueva generación", y juntos han emprendido una nueva aventura de creación iniciada con un conjunto de adaptaciones de canciones de Luis Eduardo Aute –obra que ya han incorporado en sus recitales pero que aún no han logrado grabar– y ratificada, en 2007, con la edición de un disco-libro titulado "Viento de octubre" que gira en torno a textos del poeta Jesús Hilario Tundidor. Aventura a la que merece la pena que le dedique un artículo aparte y así lo haré.

...Para que ustedes vean y sientan... Así son los artistas que integran esa maravillosa e imprescindible "panda de los preferidos para no existir".