Páginas vistas en total

miércoles, 24 de noviembre de 2010


Desde hace mucho tiempo, siempre que escucho cantar a Luis Pastor –cosa que hace cada vez mejor– me pregunto cuál es el secreto de este hombre que durante tantos años ha practicado –de forma incansable, alegre, y superando todo tipo circunstancias adversas– aquello del «cantemos como quien respira".

Joaquín Sabina y Luis Pastor –un poco más jóvenes–
en el acto de presentación de la biografía de Carlos Cano
que escribí en Ed. Júcar, en 1983. (La chica que habla
con ellos no la nombro porque no la reconozco).
Después de un tiempo, y sobre todo a lo largo de este año en el que hemos convivido, en varias ocasiones, con motivo de la pasión que compartimos por la poesía de Miguel Hernández, creo que estoy en condiciones de desentrañar algunas de las claves de su secreto. Para mí son tres:

La primera, que es un ser humano sencillo, que rechaza todo tipo de "trepadura" y que no está dispuesto a perder la vida pensando en el "famoseo," o en hacerse un rinconcillo en el círculo de los "super-elegidos" por el poder mediático sea del signo que sea. A Luis no le gusta dar "codazos", ni "joder" al prójimo, ni mover el "culo" al ritmo que toca. Luis es generoso, solidario, tierno y grande, ¡muy grande!, en humanidad.


La segunda clave de su secreto es que, posiblemente por todo lo anterior, no vive acelerado... Sabe disfrutar de sus silencios, busca espacios para la reflexión tan hermosos como el de tallar la madera soñando en palomas..., es un creador sin prisa..., sabe esperar..., practica la confianza..., escucha los sonidos de las palabras.

Y la tercera clave de su secreto reside en su cuerpo, en su sensibilidad, en sus venas... ¡Todo él es música y ritmo!... Luis contiene la música en sí mismo, y por eso, cuando desde su sencillez y en su silencio, escucha o escribe un poema, acontece –de forma natural y con una gran frescura– que, en en él mismo, la "música se hace palabra" y "la palabra música"... ¡Como quien respira!... 

Luego ya no tiene más que  hacer percusión sobre su pecho que suena "hondo", tomar su guitarra o su timple y ponerse a cantar.

De todo esto vamos a poder disfrutar el próximo día 26... Para quienes viváis en Madrid, o "queráis venir del cualquier rincón del mundo"... ¡ATENCIÓN"

LUIS PASTOR canta a JOSÉ SARAMAGO 
con la ORQUESTA ATHANOR DE RIVAS VACIAMADRID
Lugar: Auditorio Pilar Bardém de Rivas

Día 26 de noviembre, 
es decir, dentro de dos días.
Hora: 20 horas

CANCIÓN Y LITERATURA. Los "sinlímites" musicales de Joaquín Lera.

En enero de 2003, el periodista Antonio García publicaba, en el nº 183 de la revista "Perfiles" –de la ONCE–, una preciosa entrevista al poeta José Hierro; en ella, entre otras muchas cosas, el poeta decía: «Para poner música a un poema, hay que tener el mismo talento que el poeta. No se puede tomar a Machado, ponerle un compás de 3 por 4 y cantar lo que sea... No, la música tiene que ser como un vestido en una mujer, tiene que modelar el cuerpo, sin engañarlo, sin disfrazarlo; tiene que estar hecha para ese cuerpo».

Hoy vamos a hablar de uno de esos "vestidores de poemas" que ha sabido modelar, con su música y con su voz, textos de José Hierro y de otros muchos poetas; un creador "sinlímites" llamado Joaquín Lera.

En este momento estoy trabajando en la realización de una "Fonoteca Literaria" de la que hablaremos en otra ocasión. Para irla completando, porque la tengo ya en su fase final, llamé a Joaquín para que me hiciera llegar todas sus canciones creadas a partir de la musicalización de textos de nuestros poetas contemporáneos. Yo esperaba mucho material, pero conforme me fueron llegando sus envíos me fui quedando cada vez más sorprendido; sorprendido por la cantidad –aunque eso en si mismo no tiene ningún valor– y sorprendido, sobre todo, por la autenticidad, la belleza, la variedad y la originalidad de sus creaciones.

Hoy me limitaré a enumerar las canciones –sobre textos poéticos ajenos– que tiene grabadas en discos; dejo para otra ocasión sus propias canciones en las que es autor de la letra y de la música; entre ellas las que componen su último disco "Sinfonía de ranas", editado en vinilo... ("Pa" chulo y "moderno", él).


• En 2007 Joaquín grabó un CD con 12 poemas de José Hierro al que tituló "Ballenas en Long Island". Hay que decir que José Hierro ha sido muy poco cantado; que yo sepa lo han hecho solamente Inés Fonseca, en su precioso disco-libro "Vida" (2002); Moncho Otero en "Los hombres no supieron" (2004); y Paco Ortega y Santiago Gómez Valverde en un hermosísimo CD titulado "La palabra y el tiempo" (2010).

• Ese mismo año Lera grabó en gallego y en castellano un disco titulado "De la terra o de mar" sobre poemas de Luz Pichel, escritora nacida en Pontevedra, en 1947.

• En 2008 Joaquín nos ofreció dos CD's: "Una hora, dos minutos y 19 segundos con Luis Alberto de Cuenca", y "Laberinto de poetas" con textos de Miguel Hernández, Luis Álvarez Lencero, Alfredo Buxán, Mario Benedetti, Manuel Pacheco, Claudio Rodríguez, José Hierro, Antonio Machado, Félix Grande, Sebastián Mondéjar, Luis Alberto de Cuenca y el poema "Una mujer" del inolvidable Quintín Cabrera.


• En 2009 editó el disco titulado "Hainuwele" con poemas de Chantal Maillard, poeta y filósofa española de origen belga.

• Y más recientemente, este mismo año, Joaquín Lera ha grabado "Damas de la poesía" con textos de Guadalupe Grande, Chantal Maillard, Luisa Castro, Blanca Andreu, Marina de Miguel Arrivi, Ana Romani, Balbina Prior, Luz Pichel, Francisca Aguirre, Ana del Olmo, Chus Molina y Guadalupe Grande. 

¡Total, "na"!... ¿Comprendéis ahora lo de "sinlímites"?